martes, 14 de septiembre de 2010

Configurar el horario de los profesores

Las demás comunidades comienzan esta semana las clases y, como siempre, uno de los temas básicos es el horario de clases que tiene cada profesor. Se intenta contentar a los docentes, que suelen escoger primero grupos y horarios según antigüedad (es el proceso mayoritario en los centros, aunque no el único). Ya hablé de la necesidad de contar con franjas flexibles que permitan la coordinación o el trabajo por proyectos pero también hay que tener en cuenta cómo se reparten las horas "normales".

Rara vez suele ser por criterios pedagógicos:
- no tener siempre las mismas materias a las mismas horas (acabar cada día con matemáticas puede ser mortal)
- alternar tipos de asignaturas para no cansar al alumnado y favorecer los diferentes tipos de aprendizaje (por ejemplo no colocar las dos lenguas juntas, o poner EF entre dos asignaturas más teóricas)
-incluir los refuerzos extralectivos en el planning general del profesorado, especialmente el de apoyo
-poner juntas materias que hayan expresado la voluntad de trabajar conjuntamente algún tema

Es decir, no se coloca en el centro ni al alumno ni la actividad docente, se intentan cuadrar preferencias personales (que deben contemplarse, pero después de lo anterior) y evitar muchas tardes a los veteranos. Entiendo que es muy difícil cuadrarlo todo, pero quizá el enfoque no sea el más adecuado. ¿Qué criterios creéis que deberían tenerse en cuenta para configurar el horario de un centro? ¿Se hace en el vuestro?

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Es un tema muy interesante. La sensación que me da, tras haber pasado por varios centros, que uno de los criterios que más peso tienen es la antiguedad... Es una impresión...
Saludos
rib

Lu dijo...

En todos los centros siguen pautas distintas. En mi centro la antigüedad no se contempla, por ejemplo. Se rellena una hoja de desideratas que se cumplen relativamente. Se confeccionan los horarios en función de la disponibilidad de las aulas y sí que se sigue un criterio a la hora de intercalar en el horario las materias optativas, de manera que aligeren el peso de las materias teóricas.
Pero en el reparto horario no se contemplan más aspectos porque las plantillas no son fijas y es imposible saber si en un curso se podrá trabajar por proyectos, mientras esta decisión recaiga en los docentes y no en la línea pedagógica del centro.

Difícil solución

eduideas dijo...

Lu, pues tu centro ya tiene cosas básicas en cuenta, no es lo más común por lo que conozco (creo que como dice rib suele primar la antigüedad). Efectivamente no saber con quién contarás es un impedimento básico para confeccionar los horarios, a nosotros nos ha venido bailando un profesor, que al final se ha quedado con media jornada, hasta el comienzo mismo de las clases.