viernes, 6 de febrero de 2009

Película: La clase

He visto la película La clase. No haré una completa reseña como las del tigre, sin duda hay muchos aspectos que interesa debatir, pero sí quiero comentar dos cosas que me han llamado la atención.

La primera es que muchos periódicos se han fijado en que se prohíbe el tuteo y han reflexionado sobre modales etc. Para mí es algo secundario, el respeto no se mide sólo por el tratamiento, se me haría muy rarao que me llamasen de usted (me crearía lejanía) y unas palabras son apropiadas en un contexto y no en otro. Sé que es una reivindicación de muchos, junto a hechos como que se pongan de pie, pero pienso que es confundir aspectos, que la autoridad no se gana con eso.



La segunda, mucho más relevante, es el hecho de que las delegadas están presentes en la junta de evaluación de su clase. Todos sabemos que esas juntas tienen una función algo catártica y que se dicen muchas cosas justamente porque los alumnos no están delante o al menos se dicen de esa manera porque estamos solamente entre colegas (ahí de nuevo las formas, pero me parece diferente). ¿Cómo cambiarían si ellos tomasen nota de lo que va pasando? ¿Se modificarían las subastas que ocurren en algunos claustros? ¿Verían claro qué profesores argumentan sus calificaciones y cuáles parecen no tener criterio? ¿Nos gustaría hacerlas públicas?

Siempre he pensado que las reuniones de evaluación están mal planteadas, no se evalúa realmente, como máximo se ajusta alguna nota por la presión de grupo, se comenta algún desespero personal y se tiene constancia de si los demás van por nuestro nivel de exigencia o no. Debería haber más reuniones del equipo docente, pero para tratar de la marcha del curso y los grupos, y no únicamente una al trimestre.

7 comentarios:

Serenus dijo...

Es precisamente el hecho de que las alumnas estén presentes en la evaluación lo que se desencadena todo el incidente, por el cual un alumno que será expulsado.

No parece muy bien parada esa práctica en la película.

eduideas dijo...

Está claro en la película pero yo me refiero al comentario del profesor, lo hace igual aunque estén ellas delante, creo que aquí cambiaría mucho la manera de expresarse, no sé si sería bueno, sólo lo planteo para el debate.

serenus dijo...

El profesor pretende proteger al alumno con su comentario.

En la película sale mal parada una práctica muy real aquí: la supuesta democratización de las relaciones profesor-alumno.

Y quienes salen perjudicados son los propios alumnos.

En España aún no se ha comprendido esta cuestión, un ejemplo: el famoso manifiesto "no es verdad" empeñado en negar lo evidente, y en el que se pueden encontrar ejemplos de todas las falacias argumentativas que se explican en lógica de 1º de Bachiller.

Lu dijo...

Eduideas, en mi centro, hay reuniones semanales de equipo docente. Creo que es una de las ventajas que nos aportó la LOGSE. En ellas, se habla de la marcha de los alumnos semana a semana. Con anterioridad a las juntas, se hace una valoración de hábitos. Precisamente, ahora estamos en ello. Antes de lamentar el desastre de la segunda evaluación, se analiza la situación, se habla con los alumnos, se hacen intervenciones con las familias...
Una vez al trimestre, convierte las juntas en un trámite burocrático infructuoso.

Anónimo dijo...

Aún no he podido ver la pelicula ni sé cuándo podré; puesto que está en pocas salas y ya... Tengo muchas ganas, la verdad.
Respecto a lo de estar los alumnos presentes en las sesiones de evaluación, pues es lo que hablais, tendrían que cambiar mucho...
Lu, podrías contar algo más de lo qeu haceis en tu centro; como organizais los horarios para poder tener esas reuniones, su duración, los puntos a tratar, cómo aceptan los compañeros su existencia, etc Me parece muy interesante.
Gracias
rib

Lu dijo...

Rib, yo creía que nuestra forma de organizar las reuniones semanales era estándar, al menos en Cataluña sí lo es.
Cada semana los Equipos docentes se reúnen una hora dentro del horario lectivo. En esa hora se tratan toda clase de temas, pero principalmente el seguimiento de los alumnos.
Además, en la misma hora, se realizan dos sesiones previas a la evaluación, una para valorar los hábitos de trabajo, según una plantilla, y otra para los resultados académicos.
Espero haber respondido a tu requerimiento.

Anónimo dijo...

Muchas gracias.
Yo sólo conozco lo que sucede en los centros que he estado, que no son muchos, pero sí algunos. Salvo en uno, donde había reuniones semanales para preparar las tutorías y, de paso, siempre se comentaba algo más. En el resto, los profesores sólo se reunen formalmente para las sesiones de evaluacíón. No existe en secundaria un horario específico estipulado para reuniones semanales de equipos docentes; al menos, insisto, en lo que yo conozco. Pero, a mi, desde luego, me parece estupendo. Por eso agradezco que cuentes cómo va.
La falta de comunicación y de trabajo colaborativo en en el profesorado sale a relucir muchas veces; pero si el grupo es complicado, si tiene problemas de disciplina, entonces, se convierte en muy visible desde bien temprano. Y la bola va creciendo. Y si además los profes no hablan, no hay comunicación, no hay trabajo en equipo; si prima el "ir a su bola", pues esto se convierte en un problema enorme. A veces, comienza por problemas con un profesor o profesora novato o sustituto; o por uno que le cuesta más imponerse, en general, o con más debilidad en ese momento; entonces, muchas veces se piensa que es cosa solo de el...Pero lugo la onda se extiende... Hasta empapar a todos, en menor o mayor grado. Si hubiera más coordinación, si nos notaran más unidos, desde luego, su fuerza; y el efecto en su educación que eso supone; todo iría mejor para ellos y para nosotros. Pero, la sensación qeu tengo es que los institutos, muchos, son el reino de "cada uno a su bola". También se comentó en algún momento por aquí, que en los "más complicados" el profesorado está más unido. Pero de alguna manera, deberiamos concienciarnos y extender las buenas prácticas; se puede comenzar por dar a conocer lo que se hace en otros sitios...
Perdón por el rollo...
rib