sábado, 17 de mayo de 2008

Gueto escolar

Me he leído el informe del Síndic de Greuges sobre el fenómeno de la segregación escolar (os lo recomiendo). Está claro que muchos centros públicos se acaban convirtiendo en una especie de guetos porque concentran un tipo de alumnado: inmigrante y con pocos recursos, que hace huir a las familas locales a otros centros. Es una realidad innegable. Por cierto, me apunto la definición de segregación, técnicamente impecable: máxima homogeneidad intracentros (o grupos) y máxima heterogeneidad entre grupos. Es decir, los que apuestan por niveles e itinerarios segregan.

Las medidas que se están sugiriendo pasan por limitar la presencia de inmigrantes por centro, de manera que se repartan de forma equitativa, algo que no es obvio.

Repartirlos ayudaría a mezclar más los grupos sociales, desaparecerían los centros gueto, los alumnos se acostumbrarían a tratar con gente diferente (y los profesores también) y ya se sabe que los grupos heterogéneos rinden más. Pero eso puede limitar el derecho de elección de los padres, desplazar a los alumnos fuera de su área de residencia y etiquetar a los inmigrantes como algo negativo que hay que repartir en cuotas. Además muchos recién llegados se agrupan de forma espontánea por nacionalidades para darse apoyo mutuo

Lo que no es admisible son las trampas de los padres para conseguir puntos para entrar en determinados colegios, las ratios abultadísimas en determinados centros mientras en otros sobran plazas, la rotación de docentes en barrios considerados difíciles, la mala planificación de los programas de inmersión, el desfase legal que condena a la ilegalidad a los menores que suspenden o las diferencias de rendimiento según momento de incorporación al sistema de las que ya he hablado en otro momento.

No hay una solución fácil, ¿pensáis que son buenas las medidas para limitar inmigrantes y alumnos NEE por centro? ¿qué más se debería hacer para conseguir la igualdad entre centros?

5 comentarios:

Lu dijo...

En cada población, se vive el asunto de una manera diferente. Yo puedo decir que estas medidas quizá pongan fin a las triquiñuelas de las escuelas concertadas para deshacerse del compromiso de matricular a alumnos recién llegados.

Apoyo la medida, siempre que se aplique con equidad.

El Verdugo en el Umbral dijo...

Yo trabajo enun bariio industrial de Bs As. La segregación en las escuelas es abierta y pública (aunque ilegal). La cosa llega al extremo de, no solo acumular inmigrantes en algunos centros, sino, también, dentro de cada uno de estos se arman grupos de inmigrantes y otros de "nacionales"

Jueves dijo...

Una pregunta de ignorantona: ¿qué es el Sindic de Greuges?
Me ha interesado mucho el texto y también tu reflexión... En Madrid vivimos algo parecido..

¡Muchas gracias!

Fina dijo...

Lu,

Tothom ha de tenir la llibertat per poder triar el tipus d'educació i d'escola que vol per als seus fills. I si poguéssim triar als professors, (com a l'universitat per exemple)...molts ho fariem.

De la mateixa manera que podem triar el tipus de sanitat que volem per als nostres fills (i per a nosaltres mateixos) i els seus facultatius.Per exemple.

Moltes escoles concertades són religioses.Obligaran a canviar de religió als nou vinguts?. Obligaran als nou vinguts laics a ser religiosos?.O l'Administració obligarà a aquestes escoles a ser laiques.

Sóc de l'opinió que aquí també s'hi amaga un altre problema: l'esforç extra que comporta pels professors de la pública ,el fet que la major part dels nou vinguts vagin( per necessitat o per gust) a l'escola pública.

Però no tot han de ser avantatges per a ells.Els professors de les escoles concertades en tenen unes quantes de desavantatges.

Fina dijo...

On diu "pels" professors, ha de dir "per als" i on diu "unes quantes" ha de dir "uns quants".